Dana White anunció la semana pasada su decisión de eliminar los pesajes preliminares. ¿Por qué? La razón principal es que desde su entrada en vigor hace unos años, con el objetivo de ayudar en el corte de peso y la recuperación de los luchadores, cada vez más peleadores han fallado en el pesaje.

«Su percepción de la realidad es inexistente»

Por ello, White ha tomado la decisión de hacer borrón y cuenta nueva con los pesajes preliminares, que suelen ser un día antes de la pelea, desde las 9:00 de la mañana hasta las 11:00 de la mañana aproximadamente. Ahora el UFC volverá al modelo antiguo, donde los luchadores tendrán que subirse a la báscula hacia las 17:00 de la tarde. Esto significa más tiempo para realizar el corte de peso, pero menos para recuperarse para el combate.

La decisión ha sido aplaudida por unos y muy criticada por otros muchos. Anthony y Sergio Pettis, Holly Holm, Eddie Alvarez…muchos se han mostrado en contra de la eliminación de los pesajes preliminares, pero nadie tanto como AI Iaquinta.

«Su percepción de la realidad es inexistente», declaró Iaquinta en el programa The MMA Hour, «Da miedo. Ahora está poniendo en peligro nuestra salud. ¿Por qué realizó el cambio en primer lugar? Porque quería combates más entretenidos. ¿Y cómo lo logras? Dando a los luchadores más tiempo para recuperarse».

Sin embargo, White argumenta haber entrevistado a cientos de luchadores del UFC y afirma que la «decisión está tomada». 

Lo que argumentan los opositores, por el contrario, es que de esta forma se premia a los luchadores que no cuidan su corte de peso y nutrición como debieran y tratan de cortar tanto peso como sea posible en poco tiempo, mientras que es negativo para los peleadores que dan el peso siempre sin problemas.

«Nunca he hablado con un luchador que fuera entrevistado por él sobre los pesajes»

Iaquinta ha tenido una relación cuanto menos complicada con el UFC y Dana White. Ha criticado a la promoción en muchas ocasiones, dejó las MMA durante un tiempo y comenzó a trabajar como vendedor de casas porque el salario que recibía no le compensaba y el UFC decidió suspenderlo sin bonos de «actuación de la noche» (aún no puede ganar uno). En los últimos tiempos, Iaquinta ha vuelto a tener discusiones con White sobre su posible pelea contra Justin Gaethje, que parece no sucederá finalmente.

Iaquinta también habló sobre UFC 225 y la actuación de CM Punk.

«Mike Jackson ganó la pelea – contra CM Punk – y Dana White está hablando mal de Mike Jackson y fue él el que puso a Alistair Overeem en las preliminares. ¿Estás enfadado por la forma en la que peleó Mike Jackson? ¡Fuiste tú el que puso a un periodista en la pelea! ¿Qué esperabas?«.

«No me importa que me despidan»

Iaquinta es miembro de «Project Spearhead», una organización que trata de crear una Unión/Sindicato de luchadores. Otro de sus miembros, Leslie Smith, fue despedida recientemente del UFC tras negarse a pelear cuando su rival falló en el pesaje. El UFC le pagó el dinero del combate y le despidió. Pero Al Iaquinta no teme ser despedido por el UFC.

«¡Despídeme! No te importa una mierda«, dijo Iaquinta riéndose, «Esa es la diferencia. No me importa y ellos saben que no me importa. A los demás sí, a mí no».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.