Con su impresionante victoria sobre Francis Ngannou en UFC 220, Stipe Miocic ha derrotado a todos los rivales de la zona noble del ranking de peso pesado: Werdum, Overeem, Dos Santos, Ngannou, Hunt…Por ello, durante la conferencia de prensa posterior a UFC 220, Dana White aludió a la posibilidad de programar un Stipe Miocic vs Daniel Cormier en el futuro.

Cormier, campeón de peso semi-pesado de la UFC, compitió durante años en la división de peso pesado y nunca fue derrotado mientras peleaba en dicha categoría, llegando a ganar el torneo Grand Prix de Strikeforce tras derrotar a Bigfoot Silva y Josh Barnett.

No obstante, DC no parece estar interesado en pelear contra Miocic. ¿La razón? La misma por la que bajó a peso semi-pesado años atrás: No quiere pelear contra su compañero de equipo Caín Velásquez, con el que mantiene una gran amistad. 

«Hablan sobre ello desde hace tiempo. Tuve 13 combates en peso pesado y odio cortar de peso» explicó, «es duro para mí porque Caín ha vuelto al gimnasio y se está preparando para hacer lo que mejor sabe hacer. Si está preparándose para recuperar el cinturón, yo no quiero tener nada que ver con la división de peso pesado. Eso nunca cambiará».

Miocic vs Velásquez, el combate soñado

Desde luego, si logra recuperarse completamente, Caín Velásquez sería un rival ideal para Stipe Miocic. Dos de los mejores luchadores de la historia de los peso pesado frente a frente. La salud del mexicano, sin embargo, continúa siendo una incógnita, habiendo peleado en tan solo dos ocasiones durante los últimos cuatro años.

El propio Cormier afirmó que, si sucede, el combate entre Miocic y Velásquez será la mayor pelea en la historia de la división de peso pesado.”Es Miocic y Caín, y luego todos los demás. El mayor combate en peso pesado será cuando se enfrenten esos dos. Nunca diré que Miocic es mejor que Velásquez, pero es bueno. Están igualados», opinó.

Otra posibilidad para Miocic sería la revancha ante Fabricio Werdum, que ha vencido tres de sus cuatro combates desde que perdió el cinturón. Su única derrota, una polémica decisión contra Alistair Overeem en UFC 213.

Cormier, por su parte, también se encuentra en una situación similar a la de Miocic. Con la excepción de Jon Jones, pendiente de sanción, el campeón ha vencido a todos los contendientes principales de la división. Su siguiente reto será, muy probablemente, una revancha contra Alexander Gustafsson. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.